MAQUILLAJE PARA PARECER MAS JOVEN

El maquillaje siempre ha sido un aliado para mejorar nuestro aspecto y además bien aplicado nos puede rejuvenecer. Algunas de las claves básicas son las siguientes:

01501
La base de maquillaje: Aparte de ser adecuado para nuestro tipo de piel, es mejor que sea de textura ligera, para evitar la acumulación de producto sobre las arruguitas y a ser posible con ingredientes antiarrugas e hidratantes. También hay bases que incluyen pigmentos que reflejan la luz y por tanto ópticamente disimulan arrugas e imperfecciones. También son muy útiles las BB Creams para esta función, puesto que aparte de unificar el tono contienen activos para tratar nuestra piel.
Colorete, blush o rubor: Evidentemente todos tenemos unos gustos personales y unos colores que nos sientan mejor. Unos colores que sientan casi bien a muchas pieles maduras son las gamas suaves de melocotones, rosados, corales etc.

01503
Las sombras de ojos: Los ojos requieren una definición suave, para realzarlos sin que endurezcan nuestras facciones. Las sombras muy metalizadas y muy perladas no nos suelen favorecer, de la misma forma que tenemos que tener cuidado con las sombras muy oscuras.
Otro imprescindible es un lápiz de cejas o sombra para cejas, para definirlas y poder camuflar las posibles “calvas”.
La máscara de pestañas es otro básico para rejuvenecer nuestra mirada, buscando una fórmula que aporte volumen, pues las pestañas pierden densidad con los años.

01502
Labiales: Los labios van perdiendo volumen, definición, además también van apareciendo arruguillas con el paso del tiempo. Si aplicamos un gloss debemos procurar que tenga una densidad apropiada para que no se deslice fuera de los labios, nos puede resultar útil el uso del perfilador. En cuanto a las barras de labios, actualmente contamos con fórmulas que “rellenan” los labios, muchas veces por el uso del ácido hialurónico o enriquecidas con vit E, mantecas etc. En cuanto a colores los labios nude o por el contrario los muy oscuros, no nos favorecen en general, los primeros porque “borran” ópticamente nuestros labios, cuando precisamente, éstos ya palidecen por la edad. Los muy oscuros afinan los labios y puesto que estos de por sí ya se afinan con la edad, no siempre nos van a favorecer.
Lo mejor es optar por tonos medios de cualquier gama de los colores que más nos favorezcan.
En resumen nos van a rejuvenecer los colores suaves y luminosos con texturas hidratantes.

40 +, Belleza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR